jueves, febrero 09, 2006

EN BUSCA DE RAPUNZEL


La vida es como un viaje, un recorrido por sendas largas, misteriosas e insospechadas.
La vida es una experiencia, y la madurez no es cuestión de experiencia sino de actitud.
En ese viaje conocemos muchas gentes, muchos lugares mágicos, inolvidables para el corazón, y es ahí donde entro en el tema.
La mayoría de nosotros tenemos un plan de vida ya hecho, según lo que queremos y las metas que nos proponemos alcanzar a lo largo de ese viaje.
Hay unos que se topan con buenas experiencias y habemos otros que siempre nos metemos por el camino que no es (y que a fin de cuentas si nos metemos es por causalidad y no por casualidad) como sea, vivimos, soñamos y compartimos conforme pasan los años con distintas personas.
Así nuestros amigos de infancia desaparecen cuando entramos a la pubertad, y esos amigos de pubertad la mayoría también se va para dar paso a los amigos de la universidad o el trabajo. Muy pocas veces conservamos las mismas amistades siempre.
Es como leí en un imaginario ( ^_^ ) como un ciclo, como una transición...
Sin embargo los amigos van y vienen dirían algunos, y los amores también responderán otros.
Los amores...
A veces uno está como a la espectativa de encontrar a su damicela en apuros, a su Rapunzel atrapada en lo alto de una torre! Pero dónde? cómo sabe uno dónde carajos buscarla? simple, yo no la busco, ahora sé que en algún lugar ella me está buscando también, trillado lo sé, pero pierdo el tiempo tratando de hallar el amor de mi vida, la mujer idónea y me olvido de aprender, de crecer y de tener experiencias agradables para que, cuando encuentre a mi Rapunzel, pueda darle lo mejor de mí, con la convicción de que tuve que caer una y mil veces para aprender a levantarme después.
En este viaje encontrar el amor es como llegar al hogar después de haber recorrido el mundo entero! después de haber visto todas las maravillas de la naturaleza y las bellezas más hermosas hechas por Dios, pero sabiendo que lo mejor siempre será el hogar.
Rapunzel me espera y yo no la busco más, tal vez se canse de esperarme y yo de esperar y algún día se cruce en mi camino y me decida acompañar a viajar.
Y mientras la espero? Ya lo dije: viviré, me llenaré de la vida y creceré. Después de todo quiero que cuando mi princesa aparezca me encuentre hecho más aún un caballero de armadura plateada y reluciente.
Así que esto va por ti, Rapunzel, sigo viajando hasta encontrarte!

6 comentarios:

Ana dijo...

Bravo! Me gustó!!
Igual yo pienso que hasta no se esté suficientemente bien con uno mismo, con su búsqueda, con sus caminos recorridos y con las maravillas que se han visto sólo no debería llegar el amor de la vida.
Ya después empezará el viaje de dos.

Gla´s dijo...

Yo creo que en realidad todas las mujeres llevamos muy dentro una Rapunzel que espera ser rescatada. Es complicado.
Muchas veces me he sentido igual, pero al revés lógicamente, como la Rapunzel del cuento... solo que en mi loca cabeza la Rapunzel de la historia, sentada en su torre, bostezando de vagancia, y trenzando su largo pelo mientras seguro se lima las uñas y ve Luz María en la tele pues... no es mi estilo...

Yo diría que me identifico más con una que quiere ser encontrada mientras traza un plan para conquistar el mundo jaja

Me gustó tu nota. No busques, tan solo transita por los mejores caminos para encontrar una buena Rapunzel. Lo que está para tí, está y punto. Cómo dice mi mamá: "SI SALES A PESCAR A UN ESTERO, QUE VAS A PESCAR?" :-S
Pero si sales a hacerlo a una laguna cristalina segura que darás con algo muy bueno.
Como siempre amiga, suerte en tu caminar por este mundo... y continúa lustrando tu armadura para que deslumbres a tu Rapunzel cuando se topen...

Pt. Que barbaridad! Esos imaginarios que meten ideas en la cabeza verdad? :)

Gla´s dijo...

Ah si... PACITA!

jeje

Chris dijo...

Ana, "el viaje de dos" siempre empieza con uno, y es mejor viajar acompañado que solos! :(

Lunita! Creo que estoy de acuerdo con tu punto, en realidad solo quise apegarme al cuento pero las Rapunzeles de hoy en día no son así jajaja aunque me dio mucha risa de la rica tu descripción! "Luz María" buajajaja LOL...

Yo quiero que mi Rapunzel quiera lo mismo! Conquistar el mundo, su mundo ante nada, ya con eso estoy seguro de que no le será difícil conquistar el mío!

Y sí, esos imaginarios son bastantes buenos porque te hacen ver el lado "femenino" de la vida desde una perspectiva humana y sincera, y eso Lunita es motivación para este caballero ;)

Pacita!!! LOL ^_^

CRISK dijo...

Me gusta todo lo que he leido ultimamente...

Chris dijo...

A mí también me gusta todo lo que he sentido ultimamente!Eso se regleja en lo que escribo :)

Hola.

mirror mirror

1