viernes, diciembre 09, 2005



Si las sonrisas fueran alas, ayúdame a volar, tan alto, tan lejos como un corazón enamorado puede viajar.

Si los besos fueran cadenas, hazme prisionero de tu boca, tan tuyo, tan eterno como el viento.

Si las miradas fueran péndulos, escribe con carbón en mi pensamiento que cruzamos océanos de tiempo.

Si el amor fuera mortal, asesina los lamentos, porque poco es tanto cuando poco necesitas.

Si la muerte fuera amor, entonces moriré por amar y amaré hasta la muerte.

2 comentarios:

CRISK dijo...

Eso esta muy bien dicho...

Chris dijo...

Gracias :)

mirror mirror

1